Algunos tipos de meditación

¿Sabes qué tipos de meditación existen y cómo pueden beneficiarte a todos los niveles?

aprender-a-meditar

 

Estas técnicas son maravillosas para alcanzar equilibrio en diversas facetas de nuestras vidas. Desde la fase emocional hasta la personal y espiritual, vamos a conocer cómo se clasifican y qué ventajas aportarán a tu mundo y tu camino vital.

TIPOS DE MEDITACIÓN

Meditación Budista

La Meditación Budista es quizás la más completa. Está enfocada primordialmente en centrar al sujeto en el momento presente, alejado de rémoras pasadas y esperanzas futuras. Así se evitan interferencias mentales para explotar al máximo nuestras capacidades y habilidades. Sólo así, según las enseñanzas de Buda, se alcanza la plenitud y el conocimiento final del significado de la vida.

Meditación Transcendental

Pasamos ahora a un nuevo tipo de meditación, conocida como Meditación Transcendental. En este caso su eficacia se basa en las repeticiones de un mantra sagrado. Debido a las propiedades espirituales de la frase, se logra una curación y equilibrio mental maravilloso para quienes la practican. Se aleja de religiones y creencias del estilo y requiere que se practique no menos de dos veces por día en sesiones de unos 15 o 20 minutos.

Meditación Vipassana

La Meditación Vipassana consiste en una técnica muy penetrante que se enfoca a lograr una visión más realista del mundo. Es decir, que se intenta eliminar la negatividad y el sufrimiento observando todo cuanto nos rodea de forma objetiva, exactamente como es, no como queremos que sea o como interpretamos. Entre sus lineamientos está el control de la conducta, la respiración, las sensaciones y la capacidad para emanar amor y bien.

Meditación Zazen

La Meditación Zazen consiste en un enfoque hacia la experiencia del vacío y la nada. Basa sus raíces en el Budismo Zen y requiere de un conteo y control exhaustivo de la respiración. Hay que contarlas siempre y si se pierde el número, se debe volver a empezar. Para aquellos que la practican, la sensación de vacío les llena y les supone un estado de bienestar muy elevado.

Meditación Kabbalah

En este caso, la Meditación Kabbalah sí que se centra en la religión pura. Se practica desde que la enraizaron los maestros espirituales del judaísmo y la consideran como un método para acercase a Dios. Por ello consiste en visualizar al Ser Supremo mediante inhalaciones de aire en tandas dobles donde se pronuncian sonidos. Los iniciados se centran en la palabra Shema, mientras que los más avanzados lo hacen en Shviti.

Meditación Mantra

La técnica de meditación basada en los mantras consta de una serie de cantos que elevan al individuo. De esta forma se consigue profundizar en si mismo. A través de los cánticos enfocan su mente en un nivel de concentración total logrando que se estimulen diversas glándulas cerebrales, por lo que el efecto que se consigue es muy placentero.

Meditación Sufí

La Meditación Sufí se origina en las enseñanzas de Mahoma. En ella se ha de mostrar una gran devoción por Dios, y también se enfoca a base de invocaciones y mantras sagrados. Así se disminuye el ego y se eleva la virtud.

Meditación Dzogchen

La Meditación Dzogchen se origina en el budismo tibetano, y es practicada incluso por el Dalai Lama. En ella, mediante la naturalidad total, consiste en buscar dentro de cada uno todo cuanto puede ser necesario según sus principios básicos. Así que tan solo tienes que respirar, sentarte y ser.

Meditación Chakra

Por último, destacamos la Meditación Chakra. En este caso, se trata de visualizar los Chakras a lo largo del cuerpo como espirales de energía que fluyen. Así pues, se guía por las cualidades positivas desarrolladas por las energías vértices.
Millones de personas practican alguno de estos tipos de meditación.

¿Cuál crees que será más positivo para tu ser y tu crecimiento personal?

En Mundo Mágico TV queremos mostrarte el mejor camino.

Déjate ayudar por nosotros. Dedicamos nuestra vida a ello.

 

Fuente: Infomeditación 

 

 

2018-09-03T06:02:10+00:00

Deja tu comentario